1/11

AUSTRALIAN SHEPHERD

El Australian Shepherd, conocido también como Pastor Ovejero Australiano, tiene sus orígenes más probables  en Estados Unidos, como descendencia de pastores ovejeros vascos traídos al país desde Australia. Es una raza hermosa, con porte imponente, y de carácter sociable, juguetón y atento. Su versatilidad, inteligencia y remarcable lealtad con su familia le han hecho popular y sin duda una gran opción para familias y adultos activos. Sin duda tener un Pastor Ovejero Australiano (Australian Shepherd) es una oportunidad de hacerte con un asombroso compañero de vida que llenará de amor tus días.

Orígen

La historia del Australian Shepherd está llena de viajes, y asombrosamente se relaciona con tres continentes diferentes. Se presume que se empezó a forjar cuando migrantes vascos llegaron a Australia, se trasladaron luego al viejo continente y, después de iniciar cruces más formales en España, la raza llegó al auge de su desarrollo en Estados Unidos. Es por lo anterior que erróneamente se relaciona su nombre con un origen australiano, pero en realidad este nombre se les dio solo por el hecho de que llegaron a América junto con rebaños y ganado proveniente de Australia.  

ASPECTO FÍSICO

El Pastor Australiano es un perro bien balanceado, ligeramente más largo que alto, de tamaño y osamenta mediana con un color de su pelaje que ofrece variedad e individualidad. Es atento y animoso, flexible y ágil, sólido y musculoso sin ser tosco. (FCI). El pelaje del pastor australiano es también un signo característico. Existen cuatro variedades de color: negro (Black Tri), azul mirlo (Tan & Point Blue merle), rojo (Red Tri) y rojo mirlo (Red Merle).

Es una raza mediana, de contextura gruesa, y con una alzada promedio de entre 46 y 58 cms a la cruz dependiendo del sexo, al igual que un peso de entre 18 kg y 27 kg.

cs.jpg

Temperamento

Australian-shepherds-can-be-very-territo

Los pastores australianos tienen un temperamento bastante variable. Algunas líneas son extremadamente enérgicas, de movimiento rápido e hiperreactivas, mientras que otras tienden a ser más suaves y tranquilas. Sin embargo, todos los pastores australianos necesitan mucho ejercicio físico y estimulación mental. El pastoreo, la obediencia avanzada, la agilidad, trotar o andar en bicicleta, perseguir pelotas y jugar Frisbee son salidas constructivas para su entusiasmo. El aburrimiento es la causa principal del comportamiento destructivo y los ladridos. Los pastores australianos exigen tiempo y atención y quieren estar contigo constantemente. Son educados y distantes con los extraños. Hay timidez en algunas líneas, y la socialización temprana es importante para evitar la timidez o la agudeza.

NUESTROS AUSSIE